Argentina: ¿Menos pobreza que en Europa?

post-img

La presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, viajó el pasado 8 de junio a Roma, ya que la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) decidiera premiarla por la lucha contra el hambre.

[embed]https://www.youtube.com/watch?v=Qr1hqto9rBg[/embed]

Allí, la primera mandataria sostuvo que en la Argentina la pobreza es menor del 5% y que tan solo hay 1,27% de personas en nivel de indigencia.

Esta premiación se da bajo el marco del cumplimiento de “Los Objetivos de Desarrollo del Milenio” establecidos en el año 2000 por todos los países miembros de Naciones Unidas. Los mismos se plasmaron en ocho propósitos, y el primero de ellos era la erradicación del hambre y la pobreza.

Una vez más, la República Argentina se encuentra en el escenario internacional como protagonista a raíz de las políticas sociales implementadas. Es indiscutible que todavía queda mucho camino por recorrer, pero debe considerarse que éstas deben ser políticas de estado con continuidad permanente.  Para la CEPAL, en 2012 la pobreza en Argentina era del 4,3%, mientras que la indigencia del 1,7%. Estos números coinciden con los publicados por el INDEC.

Hace algunos días -y a raíz del premio recibido por FAO- el actual jefe de Gabinete argentino, Aníbal Fernández, sostuvo que Argentina tiene menos pobres que Alemania, provocando una gran polémica.

[caption id="attachment_478" align="alignleft" width="300"]Edificio de la Oficina Federal de Estadística (Statistisches Bundesamt), organismo federal aleman responsable de las estadísticas a nivel nacional. Fuente de la imagen: Wikimedia Commons Edificio de la Oficina Federal de Estadística (Statistisches Bundesamt), organismo federal aleman responsable de las estadísticas a nivel nacional.
Fuente de la imagen: Wikimedia Commons[/caption]

Según el organismo Statistisches Bundesamt –que publica las estadísticas oficiales de Alemania-  la pobreza es del 16,2%. Es importante comprender que se consideran personas por debajo de la línea de la pobreza en Alemania a quienes tienen ingresos inferiores al 60 por ciento del ingreso neto promedio del país.

Argentina cuenta con una considerable cantidad de programas sociales de inclusión (como por ejemplo  la Asignación Universal por Hijo, ayudas económicas por embarazos, nacimientos, ayudas escolares, el plan FINES, el PRO.GRE.SAR, entre otros), que  colaboran con el objeto de mejorar estos índices de pobreza.

A nivel regional, durante los últimos 15 años Latinoamérica ha vivido un periodo de crecimiento económico notable. El informe de Pobreza y Empleo emitido por el Banco Mundial afirma que se disminuyó la pobreza en 2013 a un 24,3%.

Ahora bien, después de la crisis mundial de 2008, Europa y los Estados Unidos han sufrido el aumento de sus índices de pobreza, y eso es algo a lo cual no están acostumbrados. En la actualidad aún continúan con esta problemática.

La crisis internacional ha afectado seriamente a Grecia, cuya economía ha atravesado una situación crítica. Por otro lado, España tiene alrededor de tres millones de personas con ingresos mensuales menores de 307 euros. También Portugal posee alrededor de un 18% de la población por debajo de la línea de la pobreza, y similar es el caso de Italia.

Volviendo al caso alemán,  en la actualidad hay casi ocho millones de personas que tienen un ingreso mensual de 450 euros.

Frente a esta situación, debemos entender que la pobreza no se debe comparar por país, que los pobres se sufren en Argentina, Alemania o donde sea. Es  obligación de los gobiernos, -pero también de los organismos internacionales- velar por la defensa de los derechos humanos y garantizar a la población mundial la cobertura de las necesidades básicas. Y al mismo tiempo, brindar oportunidades educativas de nivel, empleos de calidad y seguridad social para los momentos de crisis internas o internacionales.

Como sociedad, no debemos quedarnos en las simples declaraciones de algún funcionario:  propongo trabajar intensamente como unidad, para que el flagelo de la pobreza no gane protagonismo.

Leave a reply

Name

Website

Message